Coaching Motivación — 09 Noviembre 2012
¿Sabes quién eres y hacia dónde te diriges?…

Sharon M. Koenig (Puerto Rico, 1962) se describe como una comunicadora y agente de cambios. Sus reflexiones sobre la evolución espiritual del ser humano las ha redactado en el libro ‘Los ciclos del alma‘ . ¿Conoces el propósito de tu existencia? ¿Sabes quién eres y hacia dónde te diriges? Son algunas de las grandes cuestiones que la autora desgrana en su libro y que considera que en estos tiempos de crisis económica falta más espiritualidad, además de vivir de una forma más auténtica.

-¿Cuál es el propósito del libro ‘Los ciclos del alma‘?
– Yo no soy ninguna motivadora ni gurú, el libro no es religioso en el sentido que no estoy promoviendo un movimiento y una religión. Al contrario, lo que pretendo es que cada uno encuentre su Dios interior sin importar la religión.

– ¿Cuáles son estos ciclos del alma que comenta en el libro?
– No pretendo hacer una disertación complicada de física sobre los ciclos, simplemente llamo la atención a las personas de que hay un orden en este planeta. Hay algo más grande que nosotros y que los problemas diarios.

– ¿En qué ciclo estamos ahora?
– La naturaleza tiene ciclos. Posiblemente estamos pasando un invierno y para pasar a la primavera tenemos que trabajar conjuntamente y saber lo que no funciona.

– Usted también comenta en el libro que tenemos que desprogramar nuestro ‘yo contaminado’ de lo que no somos. ¿Uno de los problemas existenciales del ser humano es que no sabe vivir de forma auténtica?
– Es el problema más grande. Creemos que somos lo que nos dijo la sociedad, lo que esperan de nosotros, y entonces pasamos mucho tiempo tratando de impresionar a otros o buscando la aprobación del grupo dónde vivimos. Si no actuó de esa forma aunque sea incorrecta no soy aprobado.

– ¿Cómo se puede vivir de forma más auténtica?
– La integridad, es algo más grande que los demás, no dependes de los demás y nadie puede manipularte.

– En estos momentos, ¿cree que más ante un situación profunda de crisis económica estamos ante un gran cambio de ciclo?
– Sí, es un gran cambio porque la crisis exterior lo único que muestra es una crisis interior individual de cada uno de nosotros, y se suma como un gran masa que se refleja.

– ¿Cuál es esta crisis interior?
– El vacío espiritual, no tener propósitos, no saber hacia dónde vamos, no ayudar al que está al lado, pensar que vamos a estar aquí viviendo para toda la vida y no haciendo lo que venimos a hacer.

– ¿Cree que unos de los grandes problemas de esta crisis actual es la falta de espiritualidad?
– Sí. La ley de la compensación indica que la naturaleza busca el balance, cuando hay demasiado de algo la naturaleza la quita y al revés. Ahora con la crisis lo que estamos perdiendo es nuestra seguridad y lo que creemos que es importante.

– ¿Con la crisis también somos más pesimistas?
– Según estudios científicos, se estima que tenemos unos 60.000 pensamientos diarios y la mayoría son negativos, repetitivos y del pasado. No nos damos cuenta. Lo único que yo digo es que como ya te conoces y sabes que no pensamientos eres tú pues puedes observarlos y dejarlos pasar.

– Entonces hay que hacer borrón y cuenta nueva. ¿Los cambios de los ciclos también conllevan un cambio de valores?
– Tenemos que retomar los valores originales. Lo que yo propongo en el libro es que cuando se pasa una gran crisis no esperemos a que pase lo peor sino que alineémonos antes de que llegue esa gran catástrofe. Por lo menos podemos aprender a estar en paz para tomar mejores elecciones que no estén basadas en nuestro pasado y en el miedo.

– ¿Cada cuánto tiempo se suceden estos ciclos?
– Según el filósofo austriaco, Rudolph Steiner, los seres humanos vivimos diferentes etapas que se organizan en ciclos de nueve años.

– ¿Y qué sucede pasado este tiempo?
– Al acabar cada ciclo de nueve años experimentamos un gran cambio.

-En el libro también trata los mitos del dinero. ¿Qué me dice de tópicos como si el dinero da la felicidad?
– En mi vida he estado en los dos lados, he tenido mucho y poco dinero. La abundancia es realmente agradecer lo que tienes y estar feliz con lo que tienes. Platón dice: “La pobreza no viene por la disminución de las riquezas, sino por la multiplicación de los deseos”. Hay que agradecer lo que tienes en ese momento, y si lo material no es lo que te da la felicidad al perderlo tampoco te la deba quitar. El dinero no es malo.

– Ahora viene la pregunta del millón. ¿Cómo podemos conocernos más a nosotros mismos?
– Mi secreto es Dios. Como no somos auténticos queremos copiar pero en nuestro interior tenemos una semilla que no podemos cambiar y es el diseño de lo que somos. Lo que hay que hacer es permitir que salga. Una vez el secreto de todo esto es que el ser humano tiene la voluntad por medio del libre albedrío.

– ¿Y cuál es nuestra existencia?
–  Somos un cuerpo, que es un avatar, un alma que usa este cuerpo para estar en este ambiente inhóspito, y una mente que es una especie de GPS que trabaja con un archivo.

– En su caso, ¿ha encontrado el propósito de su vida?
–  El propósito sí lo he encontrado, me siento muy bien aunque este propósito puede variar. El propósito es como una herramienta, no tiene que ser algo muy grande, a lo mejor tu propósito hoy es ayudar a tu amigo. Hay personas que dejan unos legados muy grandes pero todos tenemos un propósito en esta vida.

Vía: http://www.lavanguardia.com/

Pinterest

Share

Quién escribe

Escritora, blogger profesional, experta en marketing online y e-emprendedora. Me encanta escribir y leer (no necesariamente en ese orden) y no puedo vivir lejos del mar, por eso vivo en un bonito pueblo de la costa mediterranea. Trabajo en la red desde hace casi una década, y he decidido compartir mi experiencia con tod@s vostr@s. Espero que te guste mi blog ;)

(0) Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *